Periodista estadounidense acusa a EEUU de sabotear los gasoductos Nord Stream

Foto: DPA
- Advertisement Article Top Ad -

Buzos de la Marina de Estados Unidos (EEUU) colocaron explosivos bajo los gasoductos Nord Stream 1 y 2 durante las maniobras Baltops 22 de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), y tres meses después activaron los noruegos, afirma el periodista estadounidense Seymour Hersh.

“En junio pasado, los buzos de la Marina (de EEUU), que operaban al amparo de unos ejercicios de la OTAN (…), conocidos como Baltops 22, colocaron los explosivos activados de forma remota que, tres meses después, destruyeron tres de los cuatro hilos de los gasoductos Nord Stream, según una fuente con conocimiento directo de la planificación operativa”, escribió el ganador del Premio Pulitzer en su página web.

Según el periodista, el 26 de septiembre, un avión de la Marina noruega lanzó una boya hidroacústica que detonó los artefactos explosivos.

Indicó que la supuesta decisión de sabotear los gasoductos siguió a más de nueve meses de debate altamente secreto en el seno de la comunidad de seguridad nacional estadounidense.

- Advertisment Article Inline Ad -

Los preparativos para el sabotaje fueron coordinadas por el asesor de Seguridad Nacional de EEUU, Jake Sullivan, quien convocó a un equipo interinstitucional para desarrollar un plan, agregó Hersh.

“Sullivan tuvo la intención de que el equipo presentara un plan para la destrucción de los dos gasoductos Nord Stream (…) cumpliendo con los deseos del presidente” de EEUU, Joe Biden, subrayó.

Según la publicación, la Marina estadounidense propuso utilizar un submarino para atacar gasoductos, mientras la Fuerza Aérea propuso utilizar bombas de detonación remota.

Al mismo tiempo, Hersh señaló que la Casa Blanca tachó dichas acusaciones de “falsas y totalmente ficticias”.

El periodista estadounidense confirmó a Sputnik la autoría del artículo.

El pasado 26 de septiembre, Nord Stream 2 AG, operadora del gasoducto homónimo ruso, anunció una fuga de gas por causas desconocidas en una de las dos tuberías de la infraestructura cerca de la isla danesa de Bornholm.

Más tarde trascendió que las dos líneas del gasoducto paralelo Nord Stream 1 también habían sufrido daños. Alemania, Dinamarca y Suecia no descartaron un acto de sabotaje.

El Servicio de Inteligencia Exterior de Rusia catalogó las explosiones de ataques terroristas, y el 30 de septiembre desveló que tenía pruebas de que apuntaban a la implicación de ciertos países occidentales.

La Fiscalía General rusa abrió una investigación por terrorismo internacional a raíz de los daños ocasionados a los gasoductos Nord Stream.

Con información de Agencia Sputnik

- Advertisement Article Bottom Ad -