Imagen #SinEmbargoMX

Ciudad de México, 27 sep (Sputnik).- Miles de personas participaron el lunes en la capital mexicana de una movilización por el octavo aniversario de los ataques contra estudiantes de la escuela rural de magisterio de Ayotzinapa, ocurridos la noche del 26 de septiembre de 2014 en Iguala (sur), cuando 43 estudiantes fueron detenidos y posteriormente desaparecidos.

“Partió del Ángel de la Independencia (…) con 5.000 personas la marcha por los 43 normalistas rumbo al Zócalo”, principal plaza capitalina frente al Palacio Nacional, sede del Ejecutivo federal, dijo a periodistas el Secretario de Gobierno de la Ciudad de México, Martí Batres.

El funcionario publicó en su cuenta de Twitter que junto con las personas que acompañan a los padres, madres y familiares de las víctimas “además se ha informado que 150 personas encapuchadas participan en la manifestación y han realizado pintadas a su paso”, por la calles del Paseo de la Reforma y la Alameda Central.

- Advertisment Article Inline Ad -

Ese grupo pintó consignas en edificios públicos como “Fue el Estado” y “Fue el Ejército”, entre pequeños disturbios en los que lanzaron piedras contra policías de la megalópolis, sin mayores consecuencias.

La gran mayoría de las personas que se expresan lo hicieron en forma pacífica, sin embargo, hay grupos pequeños que se manifestaron con violencia, dijo el funcionario capitalino al noticiario de Milenio Televisión.

Batres dijo que “se entiende la movilización y el coraje, nosotros estamos haciendo nuestra labor como Gobierno para garantizar los derechos a manifestación y también los derechos al libre tránsito de los ciudadanos que no participan”.

Organizaciones convocantes estiman en 6.000 los asistentes a la conmemoración de los hechos que aún no se han esclarecido por las autoridades judiciales.

LA PROTESTA DE LAS FAMILIAS

A la manifestación se han sumado una veintena de organizaciones como el Movimiento Alternativa Social, y organizaciones feministas y de jóvenes que se autodenominan como “anarquistas”, entre otras agrupaciones.

El abogado de las familias de las víctimas, Vidulfo Rosales, dijo en el Ángel de la Independencia, antes de que partiera la marcha conmemorativa, que la principal exigencia es que avance y culmine la investigación judicial.

“Lo que nosotros pedimos es que avance la investigación, que haya un compromiso claro, que se tenga que enjuiciar y procesar a quien se tenga que enjuiciar”, dijo a periodistas el jurista.

Señaló que las detenciones de imputados debe incluir a integrantes de las Fuerzas Armadas, como los militares del Batallón del Ejercito de Iguala y los funcionarios que han participado en el encubrimiento.

“No hay autoridades fuera del imperio de la Ley, aun cuando se trate de militares, tienen que ir a responder ante los jueces, si los jueces ya libraron órdenes de aprehensión es porque hay elementos de prueba”, puntualizó

Las autoridades de la capital cercaron con vallas metálicas edificios del Centro Histórico y el Palacio Nacional, residencia presidencial oficial .

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, reafirmó este lunes su llamado a evitar la violencia en las manifestaciones por el octavo aniversario de la desaparición de 43 estudiantes.

El gobernante garantizó el respeto a “la libertad de manifestación, de expresión, el derecho a disentir, el derecho a la manifestación, lo único es evitar la violencia”.

Entre los avances de la investigación refirió a la detención de tres militares, entre ellos el general del Ejército José Rodríguez Pérez, quien siendo comandante del 27 Batallón de Infantería de Iguala, Guerrero (sur), con grado de coronel, habría ordenado asesinar a seis estudiantes.

El presidente subrayó que un nuevo informe de la Comisión de la Verdad señaló en agosto pasado que seis de los 43 jóvenes desaparecidos estuvieron en una bodega “varios días después del escándalo, todavía estaban vivos y dieron la orden de desaparecerlos”, atribuida al jefe militar.

El presunto móvil de las agresiones fue que estaría cargado con heroína que lista para ser traficada hacia EEUU uno de los cinco autobuses “ocupados” por los estudiantes para viajar a la manifestación anual que conmemora la masacre de universitarios del 2 de octubre de 1968, en la Plaza Tlatelolco de la capital del país. 

Con información de Agencia Sputnik / CONFIRMADO.NET

- Advertisement Article Bottom Ad -