¡A sus órdenes, jefe! (Juan Cárdenas)

138
- Advertisement Article Top Ad -

Vino el mensajero del imperio a recordarle que debe aplicarse al máximo para cumplir con las órdenes del FMI. ¡A sus órdenes jefe! Parece que también le preguntó sobre los Pandora Papers, pero eso no trascendió. Desesperado por la investigación en marcha sobre offshores y paraísos fiscales (guaridas les llaman), no le queda más que obedecer al amo neoliberal; pero, “pilas” como es, él y sus consejeros tipo Aparicio, volvió a mostrar espejitos y otras baratijas a unos cuantos ponchos dorados que presurosos acudieron a palacio para dialogar por 5 horas y con facha servil, agradecer por ello al Gobierno. Éste les hizo creer que acogía su petición de congelar los precios de los combustibles, por lo que salieron a festejar semejante “logro”.

Sólo que antes del congelamiento, elevó los precios de la gasolina y el diesel para no hacerlo en 4 meses, con lo cual les cumplió a los chulqueros y engañó al pueblo. ¡Qué chuch..!, una pinta más no le hace al tigre. Sacando a limpio, en octubre fuimos castigados no sólo con uno, sino con dos tremendos paquetazos en contra de la escuálida economía popular que ya no soporta el incremento en el costo de todos los bienes y servicios que se disparan con una medida así de inflacionaria. En el sector indígena cunde la confusión y mutua desconfianza. Una vez más este octubre se presenta sombrío y sin esperanza de que asome por ahí una pálida luz de solidaridad, donde la única agenda dominante es la acumulación de más y más riqueza para la derecha bancaria. Para lo demás está el “estado de Excepción”

Dijeron que lo decretaban para garantizar la seguridad ciudadana; pero las masacres en las cárceles no han cesado y la violencia en las calles sigue campante, tal es el caso del vil asesinato de nuestro deportista olímpico Alex Quiñónez. ¿Será que con el dichoso decreto se busca frenar las movilizaciones? Aunque ellos ya hicieron la suya de respaldo, “respetando” el aforo de la Plaza Grande con apenas el 25% de concurrencia y todos traídos con sánduche en mano y cushqui contante y sonante. En esta hambruna y necesidad, francamente cualquiera viaja…   

- Advertisment Article Inline Ad -

Se nos van los primeros cien mil por el triste y peligroso camino de la migración ilegal y la versión oficial es que esa pobre gente está mostrando dizqué su “vocación integracionista” Volvieron las mafias de coyoteros y chulqueros. Qué crueldad. La gente emigra porque, como en 1999, nos dejaron sin Patria, nos atracaron con el criminal feriado bancario. Se van dejando en añicos sus familias. Vuelven los pueblos fantasmas con ancianos solitarios y perros callejeros. El Austro es la primera víctima de esta salida en estampida de hermanos/as que cuando llegan, nunca se olvidan de su gente, del terruño. Sus generosas remesas vuelven a darle vida al País. ¡Qué ironía!: los más pobres y desventurados con sus envíos mensuales, ayudan a financiar la supervivencia del Ecuador de todos; al mismo tiempo los grandes grupos económicos se llevan la riqueza nacional a paraísos fiscales. Su patria es el bolsillo y su vocación la evasión tributaria.                                                                                     

Artículo firmado por Juan Cárdenas

- Advertisement Article Bottom Ad -