Pepe Mujica expresidente de Uruguay
- Publicidad Top Ad -

La izquierda latinoamericana debe dejar de lado las divisiones por ideas y apostar a la unidad, dijo el expresidente uruguayo José “Pepe” Mujica (2010-2015) en una entrevista con Sputnik.

“Esto se los voy a decir a todos en América Latina: a veces por diferencias programáticas dentro de la izquierda, por visiones, se le abre la puerta a las fuerzas más conservadoras”, afirmó.

Consideró que este es un problema “histórico” de la izquierda, que tiende a dividirse por ideas y “las derechas se juntan por intereses”.

“(Adolf) Hitler llegó al poder porque gastaron mucho más en sus luchas socialistas y comunistas internamente. Lo propio pasó con (Francisco) Franco y ha pasado mil veces en la historia en el mundo. Es una ley que se repite. Parece que no la podemos aprender”, reflexionó.

- Publicidad Inline Ad -

DERROTA EN ECUADOR

Por otro lado, opinó que el candidato izquierdista Andrés Arauz no ganó las elecciones del domingo en Ecuador por el enfrentamiento que tiene su partido con el movimiento indígena.

“En realidad, pienso que el resultado de Ecuador es demostrativo de la dificultad que enfrentan en general las fuerzas progresistas cuando son incapaces de ser amplias y de tratar de incluir a todos, porque es evidente que esa contradicción con el Movimiento Pachakutik, que se puede definir como un indigenismo progresista, llevó a la derrota”, dijo Mujica a esta agencia.

Según datos oficiales del Consejo Nacional Electoral (CNE) de Ecuador, el derechista Lasso, de la alianza Creando Oportunidades-Partido Social Cristiano (CREO-PSC), obtuvo el 52,48 por ciento de los votos, mientras que el izquierdista Arauz, de Unidos por la Esperanza (UNES) logró el 47,52 por ciento.

Mujica consideró que el partido de Arauz fue “incapaz” de lograr una “comunión” con los indígenas e insistió en que “la falta de unidad de la izquierda posibilitó un triunfo de la derecha”.

“Para mí es importante. No es el voto nulo, no solo eso, es la incapacidad de haber hecho un frente común. Eso es una limitante que se ve a la distancia. Me lamento de que en todo caso contradicciones (con el Movimiento Pachakutik) que existieron en el tiempo del Gobierno de Rafael Correa (2007-2017) se han mantenido en el tiempo y es lamentable por el pueblo ecuatoriano”, agregó.

El excandidato presidencial ecuatoriano Yaku Pérez y su partido, el movimiento Pachakutik, propusieron que la ciudadanía votara nulo en las elecciones del domingo.

Más de 1,7 millones de los votos depositados en las urnas, y que representan un 16,33 por ciento del total, fue computado como nulo, enviando un mensaje de desaprobación a ambos candidatos que participaron en el balotaje, esta propuesta tuvo un respaldo sin precedentes en las elecciones ecuatorianas.

LASSO Y CORREA

Por otro lado, Mujica se negó a juzgar al mandatario electo de Ecuador, Guillermo Lasso, y aseguró que “algo habrá aprendido” en su trayectoria política.

“Tampoco me niego a hacer un juicio definitivo de este señor que ganó las elecciones porque si bien es un conservador más o menos liberal, es la tercera vez que intenta llegar al Gobierno, algo habrá aprendido en el camino y esperemos que asuma el Gobierno y después lo juzgamos”, dijo el expresidente uruguayo a esta agencia.

Asimismo, opinó que Correa es una figura que seguirá teniendo incidencia en la política ecuatoriana.

Correa “es una figura fuerte, que tiene incidencia y que es un dato de la realidad. Va a incidir de una forma u otra en Ecuador, pero apuesto que vaya surgiendo gente nueva y movimientos nuevos y espero que aprendan la lección de no haber apostado a la unidad de la izquierda”, afirmó Mujica.

PERÚ

Por otro lado, Mujica consideró que el candidato izquierdista peruano Pedro Castillo, quien lideró la votación en las elecciones del domingo en su país, debería aprender de la derrota del progresismo en Ecuador.

“Es interesante (el candidato Castillo). Por lo menos parece que se está dibujando una fuerza. (…) Logró más del 15 por ciento de los votos. Bueno, realmente hay mucho que sumar y como tal, tal vez tener en cuenta lo que acaba de pasar en Ecuador. ¿La fuerza medianamente progresista y un poco de centro no podrán conformar un algo? Esa es la gran interrogante en Perú”, dijo Mujica a esta agencia.

Afirmó que lo que está en juego en las elecciones de Perú es la “suerte del pueblo más humilde”.

“Quien gane el Gobierno debería de acordarse de que cierto aumento de las exportaciones que ha tenido Perú, particularmente el desarrollo de la minería, debe usarse para solucionar la deuda social. Lima es una cosa que lastima. Es una ciudad gigantesca, con un muro que separa los barrios ricos de los pobres y pienso que sería bueno que un Gobierno progresista ayudara a mitigar esas diferencias sociales tan fuertes que hay en Perú”, reflexionó.

Las elecciones generales se celebraron el 11 de abril en Perú, con el candidato Castillo, según sondeos y conteo oficial, como el único seguro de pasar a una segunda vuelta que se celebrará el 6 de junio próximo.

PERSECUCIÓN CONTRA LULA

En otro orden de temas, Mujica consideró que la persecución contra el expresidente brasileño Lula Da Silva (2003-2011) continuará.

“La persecución política contra Lula continuará. Creo que a partir de las mismas penurias que atacó (la expresidenta) Dilma (Rousseff, 2011-2016) seguirá conspirando y moviéndose, no se resigna que la figura de Lula tome un cambio de rumbo político a Brasil “, afirmó.

La Fiscalía de Brasil hjabía acusado a Lula de actuar en el Banco Nacional del Desarrollo Económico y Social (BNDES) para favorecer a la constructora Odebrecht en préstamos para obras de ingeniería en Angola, y que a cambio la empresa distribuyó dinero a los involucrados, entre ellos el expresidente.

Sin embargo, el 8 de marzo, el Supremo Tribunal Federal anuló las condenas por corrupción que pesaban sobre el expresidente por irregularidades en el proceso, devolviéndole la posibilidad de presentarse como candidato en las elecciones presidenciales de 2022.

Con información de Agencia Sputnik

- Publicidad InText -