Ser imparcial no debería implicar la presunción de culpabilidad contra China, añadió.

Una portavoz china criticó hoy jueves a algunos políticos occidentales por cuestionar la imparcialidad del reciente estudio de rastreo del origen de la COVID-19 realizado por una misión de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en China.

Ser imparcial no significa “estar a instancias de Occidente”, aseguró la vocera del Ministerio de Relaciones Exteriores, Hua Chunying, en una conferencia de prensa.

Ser imparcial no debería implicar la presunción de culpabilidad contra China, añadió.

Hua señaló que China espera que los países relevantes también puedan participar en el rastreo del origen global del nuevo coronavirus de una forma positiva, basada en la ciencia y cooperativa, así como que compartan los resultados de sus estudios.

Con información de Agencia XINHUA

- Publicidad InText -