Retiran aprobación de la hidroxicloroquina como remedio contra el coronavirus

La autoridad reguladora de EE.UU. no encontró evidencia de que la hidrixocloroquina ayude a combatir el coronavirus.

La hidroxicloroquina es un medicamento probado y aprobado desde hace mucho tiempo, pero es principalmente un medicamento contra la malaria. En vista de la evidencia científica más reciente, es “improbable” que la hidroxicloroquinasea efectiva en el tratamiento de enfermedades COVID-19, dictaminó la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA). En vista de tales indicios, la máxima autoridad reguladora de fármacos en Estados Unidos revocó la aprobación emergente para el medicamento como recurso en el tratamiento contra el nuevo coronavirus.

Suscríbete a nuestro boletín especial sobre el coronavirus, haz clic aquí

“Efectos secundarios graves”

La FDA había otorgado los permisos especiales a fines de marzo. La hidroxicloroquina fue aprobada entonces para su uso médicos “en adolescentes y adultos hospitalizados con COVID-19”. Una aprobación de emergencia es posible en Estados Unidos cuando la eficacia de un medicamento para tratar una enfermedad parece posible, aunque no haya sido confirmada en estudios clínicos.

Mientras tanto, varios estudios han documentado efectos secundarios “graves” de la hidroxicloroquina en el tratamiento contra el COVID-19, incluidos problemas cardíacos, yx al mimso tiempo, no han encontrado evidencia significativa de la efectividad del medicamento. Los datos mostraron que la tasa de mortalidad y la duración de la hospitalización no disminuyeron al usar hidroxicloroquina, dijo la FDA.

El Remdesivir, ayuda limitada

La aprobación regular del medicamento para la malaria y para el tratamiento de ciertas enfermedades autoinmunes no se ve afectada por la revocación de la excepción para los tratamientos COVID. No ha habido vacunación ni profilaxis contra el coronavirus Sars-CoV-2 y no se ha probado un tratamiento efectivo para COVID-19.

El medicamento Remdesivir, que se desarrolló originalmente para el Ébola, ha reducido al menos la duración promedio de la enfermedad en un estudio más amplio. Por lo tanto, el medicamento recibió una aprobación para el tratamiento de COVID-19 en hospitales de los Estados Unidos.

Según datos de la Universidad Johns Hopkins, ahora hay 2.1 millones de infecciones conocidas por coronavirus y alrededor de 115.000 muertes en los Estados Unidos, y más de ocho millones de casos acumulados en el mundo. El número de casos aumenta significativamente en muchos estados de la Unión Americana.

Con información de Deutsche Welle

Confirmado.net

- Publicidad Bottom Ad -