Asuntos de Hong Kong son asuntos puramente internos de China y EEUU no tiene ningún derecho a criticar o a interferir

10Los asuntos de Hong Kong son asuntos puramente internos de China y Estados Unidos no tiene ningún derecho a criticar o a interferir, dijo hoy lunes el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, Zhao Lijian.

“Si Estados Unidos está empeñado en dañar los intereses de China, China tendrá que tomar todas las medidas necesarias para contraatacar”, dijo Zhao en una rueda de prensa regular.

El portavoz hizo la declaración luego de que se le solicitó un comentario sobre un informe de los medios en el sentido de que el asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Robert O’Brien, dijo que si la legislación de seguridad nacional del órgano legislativo nacional de China para la Región Administrativa Especial de Hong Kong (RAEHK) es promulgada, es probable que Estados Unidos imponga sanciones a China.

Zhao señaló que China se opone firmemente al ruido emitido por ciertos políticos estadounidenses con respecto a la agenda de la Asamblea Popular Nacional (APN) de China sobre Hong Kong y ya presentó gestiones solemnes ante la parte estadounidense.

“La actitud y la posición de China han sido muy claras”, dijo Zhao.

El portavoz dijo que ningún país permitiría ninguna actividad que pusiera en peligro su seguridad nacional en su propio territorio, y agregó que el gobierno central es responsable de defender la seguridad nacional en China, como sería el caso en cualquier otro país.

“El propio Estados Unidos ha promulgado docenas de leyes sobre seguridad nacional en un esfuerzo por hacer de su propia seguridad nacional una fortaleza inexpugnable. Sin embargo, ha interferido en la legislación de seguridad nacional de China e incluso ha intentado perforar la red de seguridad nacional de China. Esta doble moral ha dejado plenamente al descubierto las siniestras intenciones de algunas personas en Estados Unidos”, dijo Zhao.

La decisión de la APN tiene como objetivo a un número muy reducido de personas que están dividiendo al país, subvirtiendo el poder estatal, y organizando y llevando a cabo actividades terroristas, y a fuerzas extranjeras y externas que están interfiriendo en los asuntos de la RAEHK, dijo Zhao.

Protegerá a los ciudadanos hongkoneses respetuosos de la ley, que son la abrumadora mayoría, y garantizará los derechos e intereses legítimos de los residentes de Hong Kong y de instituciones y personal extranjeros en Hong Kong. No tiene ningún efecto sobre el elevado grado de autonomía de Hong Kong ni sobre los derechos y libertades de los residentes de Hong Kong, y mejorará el sistema legal de Hong Kong y generará más estabilidad, un Estado de derecho más fuerte y un mejor ambiente de negocios para Hong Kong, agregó.

“Esto será más favorable para la estabilidad y tranquilidad de Hong Kong a largo plazo, lo cual es sumamente representativo de la opinión pública de la sociedad en Hong Kong”, dijo Zhao.

Zhao dijo que la base legal para la administración del gobierno chino de Hong Kong es la Constitución de China y la Ley Básica de la RAEHK, no la Declaración Conjunta Chino-Británica.

“Y, de nuevo, ¿qué tiene que ver la declaración con Estados Unidos? Con el regreso de Hong Kong a China en 1997, los derechos y obligaciones de Reino Unido establecidos en la Declaración Conjunta Chino-Británica se dieron todos por terminados. La parte estadounidense carece de base legal y del derecho a invocar la Declaración Conjunta para hacer declaraciones irresponsables sobre Hong Kong”, dijo Zhao.

Información de Pueblo en Línea

Confirmado.net

- Publicidad Bottom Ad -