Según Diego Borja, la economía nacional es vulnerable a los shoks externos con la dolarización

El 9 de enero del 2000, elexpresidente, Jamil Mahuad decretó la dolarización con una tasa de cambio de 25,000 sucres por dólar. Esta decisión provocó movilizaciones a nivel nacional, lideradas por la Confederación de Nacionalidades Indígenas (CONAIE), los movimientos sociales y ciertos sectores de militares descontentos con la situación económica que vivía el país.

El 21 de enero, las Fuerzas Armadas del Ecuador retiraron el apoyo al presidente. Militares, junto al movimiento indígena, se tomaron la sede del Congreso Nacional y derrocaron a Mahuad. Se conformó un triunvirato que duró unas pocas horas, pues no tuvo reconocimiento internacional ni apoyo popular.

Al siguiente día, Gustavo Noboa Bejarano, asumió la presidencia en un recinto militar. Mahuad se refugió en la embajada de Chile y luego en la Embajada de Estados Unidos, a donde viajó definitivamente.

20 años de dolarización en Ecuador

Tras 20 años de dolarización en el Ecuador, el exministro de economía Diego Borja, señaló a radio Pichincha Universal, que la medida trajo cierta estabilidad a determinadas decisiones de la economía, sin embargo también destacó que con ello Ecuador se convirtió en el país más caro de la región lo cual ha derivado en una falta de competitividad respecto a sus vecinos.

“Las importaciones han crecido enormemente, no hemos sido como países capaces de crear nuestros propios productos, ni de diversificar las exportaciones, seguimos siendo primario exportadores”.

El economista indicó que la dolarización provoca que la economía del país sea muy vulnerable a cualquier shock externo, como la caída del precio del petróleo por ejemplo: “porque no ha habido un complemento en la parte productiva”.

Confirmado.net / Pichincha Universal / Observatorio Anti corrupción