Bosnia-Herzegovina, un país que sigue traumatizado por la guerra interétnica de los años 90, era hasta hoy el último país de la región que no había celebrado todavía una marcha en favor de los derechos de la comunidad LGTB.

Gordan Bosanac, de la “Casa de Derechos Humanos Sarajevo”, destacó en declaraciones a la emisora regional N1 su “gran satisfacción”, ya que el desfile transcurrió sin incidentes e, incluso, algunos ciudadanos de avanzada edad abrieron sus ventanas para saludar con cariño a los participantes.

En días previos, esta primera Marcha del Orgullo había sido condenada y criticada con vehemencia por los tres principales credos del país, la comunidad Islámica, la iglesia ortodoxa serbia y la iglesia católica (croata), así como por ONG allegadas a las mismas y partidos políticos nacionalistas. Líderes de la asociación proislámica “Iskorak”, que celebraron esta mañana una contramanifestación, consideraron la marcha LGBT “lo peor que ha pasado jamás a Sarajevo, peor incluso que la guerra”.

LEA MÁS DW

Etiquetas : BOSNIA-HERZEGOVINADWORGULLO GAISarajevo
A %d blogueros les gusta esto: