La justicia de Brasil autorizó este miércoles el traslado del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2011) a una cárcel de São Paulo (sureste).

La decisión es de la jueza que se encarga de la ejecución penal del exmandatario, Carolina Lebbos, quien publicó la información a primera hora de la mañana de este miércoles en el sistema electrónico de la Justicia Federal de Paraná, según adelantó el portal de noticias G1.

El expresidente está preso desde abril de 2018 en la sede de la Superintendencia de la Policía Federal en Curitiba, la capital del estado de Paraná (sur), porque en esta ciudad se centralizaron las investigaciones de la Operación Lava Jato.

En la disposición, la jueza no especifica a qué cárcel de São Paulo debe ser trasladado, y delega la decisión a las autoridades judiciales de São Paulo.

“Cabrá a la autoridad policial adoptar las providencias pertinentes; tratándose de materia que huye a la competencia de este juzgado, por no poseer injerencia sobre los establecimientos localizados en aquel estado de la federación, se solicita al juzgado de ejecución penal competente del local de destino la indicación del establecimiento donde el sentenciado deberá permanecer”, dice la jueza.

Lula está cumpliendo una condena de ocho años y diez meses de cárcel por presuntos delitos de blanqueo de dinero y corrupción pasiva relacionados con la recepción de un apartamento en Guarujá (costa del estado de São Paulo, sureste).

Con la transferencia a São Paulo, Lula estaría más cerca de sus familiares y de su círculo político más estrecho, ya que su domicilio consta en la ciudad de São Bernardo do Campo, en la periferia de la capital paulista.

Confirmado.net / Sputnik

Etiquetas : BRASILCÁRCEL SAO PAULOJUSTICIA FEDERAL DE PARANÁLula Da SilvaOPERACIÓN LAVA JATOSPUTNIK
A %d blogueros les gusta esto: