La ciudad de Guangzhou, en el sur de China, está empleando un robot parlante para ayudar a rehabilitar a los consumidores de sustancias tóxicas a través del asesoramiento humano-máquina.

Mientras que los robots en otros lugares están diseñados para desdibujar la línea entre los humanos y las máquinas, el robot en la capital de la provincia de Guangdong tiene un atractivo especial para los adictos a quienes les resulta embarazoso hablar con los trabajadores de la comunidad humana.

El “Tianche E”, que parece un Baymax cúbico, comenzó el sábado su permanencia en un centro de rehabilitación comunitario en el distrito de Nansha.

Con la ayuda de algoritmos de inteligencia artificial y macro-datos, la máquina ofrece asesoramiento individual, evaluación psicológica y un recordatorio de las pruebas de orina.

Está co-desarrollado por la Comisión de Control de Narcóticos del distrito y una firma de tecnología china para agilizar el servicio de rehabilitación, según la comisión.

Después de pasar una tarjeta de identificación y someterse a un reconocimiento facial, un usuario puede comenzar a recibir asesoramiento. Esta es una parte importante de la atención de seguimiento después del tratamiento de adicción a las drogas, con el robot, que genera un informe después.

“La asesoría tradicional puede tener problemas como preguntas repetitivas, procesos complicados de archivo y falta de análisis”, dijo Yang Qingqiu, comandante adjunto de la brigada antidrogas del distrito, quien alabó el “Tianche E” por reducir el 80% de su trabajo burocrático.

Por otro lado, un ex adicto a las drogas dijo que prefería hablar con el robot sobre preguntas incómodas que con funcionarios y trabajadores comunitarios.

La comisión dijo que tienen planes de utilizar el mismo modelo de robot en más centros de rehabilitación comunitarios en el distrito.

(Web editor: 吴思萱, Rosa Liu)

Confirmado.net /  Pueblo en Línea

Etiquetas : ChinadrogadictosGuangzhouGuangzhou emplea un robot para rehabilitar a drogadictosPUEBLO EN LÍNEArobot