Relatora especial de la ONU, Agnès Callamard

La relatora especial de la ONU, Agnès Callamard, llamó la Asamblea General y el Consejo para los Derechos Humanos, a crear un mecanismo para investigar asesinatos de periodistas y defensores de derechos humanos.

Recomendamos “a la Asamblea General de la ONU y el Consejo de la ONU para los Derechos Humanos que establezcan una herramienta válida para investigar asesinatos u otros actos de violencia dirigidos contra periodistas, defensores de los derechos humanos u otras personas atacadas por sus actividades pacíficas o expresión de opinión”, dice un informe de Callamard publicado este miércoles.

Agregó que ese mecanismo debe investigar los ataques de acuerdo con las normas judiciales internacionales, preparar la documentación necesaria para juicios independientes y justos, así como determinar otras medidas de enjuiciamiento a los culpables, incluso a nivel político y diplomático.

Además, la relatora especial llamó al Consejo de Seguridad de la ONU a celebrar una reunión informal para evaluar las consecuencias del asesinato del periodista saudí Jamal Khashoggi para la seguridad de los empleados de los medios y los defensores de los derechos humanos.

El asesinato de Khashoggi, según Callamard, “tiene un impacto internacional duradero” y constituye “un delito internacional por el cual los Estados deben exigir una jurisdicción universal”.

Jamal Khashoggi, columnista del periódico The Washington Post, desapareció en octubre de 2018 tras ingresar en el Consulado saudí en Estambul, adonde había ido para recoger varios papeles.

Mientras el Consulado insistía en que el periodista había salido de la sede diplomática, el diario estadounidense fue el primero en afirmar, citando a sus propias fuentes, que en realidad fue torturado, asesinado y descuartizado.

Luego, ante las presiones de la comunidad internacional, Arabia Saudí admitió que Khashoggi falleció en el Consulado.

De acuerdo con la investigación de Riad, el periodista fue asesinado por agentes de inteligencia saudí que debían repatriarlo pero “abusaron de sus poderes”.

La Fiscalía saudí pidió la pena de muerte para cinco de los 11 sospechosos de estar detrás del asesinato del periodista, cuyos restos no han sido localizados hasta la fecha.

A pesar de que Riad nunca reveló los nombres de los involucrados en el crimen, varios medios apuntan a que entre ellos figura Maher Abdulaziz Mutreb, líder del denominado “escuadrón de sicarios” formado supuestamente por 15 agentes de inteligencia, que rinden cuentas al príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohamed bin Salmán.

EEUU y Canadá sancionaron a 17 nacionales saudíes sospechosos de estar implicados en el asesinato de Khashoggi, entre ellos Mutreb, y Francia y Alemania prohibieron la entrada a 18 ciudadanos de Arabia Saudí.

Confirmado.net / Sputnik

Etiquetas : Agnes Callamardasesinatos de periodistas y defensores de derechos humanos.ONURELATORA ESPECIALSPUTNIK
A %d blogueros les gusta esto: