Titulares

16 soldados enterrados en la puerta de casa al final de la Segunda Guerra Mundial

Jutta Höhn no olvidará con facilidad ese día. La verdad es que su hijo sólo quería construir un estacionamiento frente a la casa, en Klessin, un pueblito a orillas del Oder, cerca de la frontera con Polonia. Pero cuando el joven comenzó a excavar, empezaron a salir, primero, municiones de la Segunda Guerra Mundial y, después, también huesos. Ahora Jutta Höhn se apoya en su cerca y mira hacia un pozo en el que se hallan los restos de ocho soldados. Se distinguen con claridad cráneos, huesos, restos de cascos y botas. “Son muchos”, dice. “¿Quién podría esperar algo así?”.

LEA MÁS DW

Confirmado.net

Etiquetas : DWPOLONIASEGUNDA GUERRA MUNDIAL
A %d blogueros les gusta esto: