Si durante un buen rato de esta tarde noche no has podido mandar ni has recibido ningún mensaje de WhatsApp, tranquilo, no era cosa tuya ni de tu teléfono. El servicio de mensajería utilizado diariamente por unos 1.000 millones de personas en todo el mundo se ha caído, sin que la plataforma haya dado explicaciones por el momento.

La pérdida del servicio global apenas ha durado una hora, tiempo suficiente para que las redes sociales, especialmente Twitter, se llenaran de protestas, quejas y bromas de quienes esperaban usar este servicio para la lluvia de mensajes de despedida de 2017 y de felicitaciones por el 2018. Esta es la segunda vez que WhatsApp se cae de manera masiva en apenas un mes.

El servicio de mensajería dejó de funcionar a partir de las siete de la tarde, en un momento de gran flujo de mensajes. Downdetector informó del incidente y sobre cómo los informes por la caída del servicio tuvieron su pico máximo sobre las ocho de la tarde. Hacia las 20.30, los informes sobre el malfuncionamiento de WhatsApp volvieron a los niveles habituales. No obstante, algunos usuarios en medio mundo siguieron sufriendo fallos tanto en la recepción como en el envío de mensajes

Confirmado.net / El País