Durante tres días y tres noches Omayra Sánchez luchó por la vida. La niña de 13 años quedó atrapada con el agua al cuello tras la erupción del volcán Nevado del Ruiz, en el poblado de Armero, en Colombia. Las cámaras de televisión la acompañaron hasta el último suspiro, y documentaron la impotencia de los rescatistas. La tragedia quedó grabada en la memoria colectiva colombiana y causó una profunda impresión en Juan García Herreros, a la sazón de ocho años. “Ha sido un dolor que llevo dentro desde hace más de 30 años. Estaba con mi abuela cuando vi por la televisión lo que estaba pasando. En ese momento yo soñé con convertirme en un super héroe, volar adonde ella estaba y salvarla”, recuerda.

LEA MÁS DW.COM

Confirmado.net

Etiquetas : ARMERO 1985COLOMBIAJuan García HerrerosOMAYRA SÁNCHEZSnow Owl
A %d blogueros les gusta esto: