close

Se estrella un avión que combatía el fuego

El devastador incendio que ha costado ya la vida a 64 personas avanza hacia el norte y ha obligado a desalojar una 20 aldeas cerca del municipio de Góis. A primera hora del martes, las autoridades daban por controlado el 70% del incendio, pero las condiciones meteorológicas desfavorables (altas temperaturas, que llevan a los 43ºC, y viento) dificultan la situación que califican aún de “preocupante”.

Góis, situada a 40 kilómetros al norte de Pedrógão Grande, es ahora “la zona más peligrosa” dentro del área afectada por el incendio, en el centro del país, según han explicado a Efe fuentes de Protección Civil.

El avance de las llamas ha obligado a evacuar la aldea de Cadafaz, en Góis, donde residen casi dos centenares de personas, en tanto que otras poblaciones han sido desalojadas durante la noche “por precaución”, sobre todo, ancianos.

LEA MÁS EN RTVE