“A pesar de que las víctimas votaron mayoritariamente por el “Sí al Acuerdo de Paz”, fueron las ciudades las que definieron la victoria del “No”, porque en esta guerra los pobres del campo y la periferia son los que han puesto los muertos”, dice a DW Gerardo Bedoya, director de la Fundación Forjando Futuros, una ONG que representa los intereses de desplazados y despojados de sus tierras por las partes del conflicto colombiano.

Las cifras de la Registraduría Nacional de Colombia plasman en cifras la división, casi por partes iguales, en que se encuentran los colombianos: el “Sí” ganó con el 50,21 por ciento de los votos, mientras que el “No” obtuvo el 49,78 ciento.

LEA MÁS DW.COM

Confirmado.net

- Publicidad InText -