El pabellón nacional flamea incesantemente con la brisa del mar, al pie del malecón de Pedernales, cantón manabita que por estar cerca del epicentro del terremoto del 16 de abril quedó devastado en un 80%. La tricolor, de 10 x 15 metros, se agita en lo alto, entre la desolada playa y un escenario de casas reducidas a escombros.

Al cumplirse un mes del movimiento telúrico de 7,8 grados, en Pedernales se realizó ayer un minuto cívico, acto simbólico en el que se izó la bandera nacional en un tubo metálico de 30 metros de altura. Este fue uno de los eventos que se dieron en las localidades manabitas afectadas. En Manta, Portoviejo, Chone y otras localidades se celebraron misas a las 18:58, la hora del terremoto.

En Pedernales, el minuto cívico congregó a más de un centenar de personas. Estuvieron el ministro del Interior, José Serrano; el gobernador (e) de Manabí, Xavier Santos; el alcalde de Pedernales, Gabriel Alcívar, entre otras autoridades.

- Advertisment Article Inline Ad -

“Este es el símbolo de una nueva vida, la reconstrucción. La bandera del Ecuador significa que no estamos solos, significa que estamos acompañados de todos los hermanos del Ecuador”, expresó Alcívar.

Foto: Minuto Cívico Pedernales a un mes de terremoto/@ppsesa
Foto: Minuto Cívico Pedernales a un mes de terremoto/@ppsesa

El personero mencionó que el trabajo de demolición de estructuras y remoción de escombros avanza en un 30%. Dijo que en Pedernales tendrán que demolerse unas 400 edificaciones y que el 80% de viviendas deberá someterse a reparaciones por los daños causados.

Maricarmen Chalén es una de las personas que perdieron su vivienda en el sector de Brisas del Pacífico. “No pudimos salvar nada, porque todo se nos vino abajo, paredes, techo…”, contó la mujer, quien junto con su familia de doce miembros están albergados en el terreno de una iglesia evangélica cerca del malecón.

Pedernales, ciudad donde hasta el momento se registra el mayor número de víctimas, 173 de los 661 fallecidos que dejó la catástrofe, también trabaja por recuperar su economía, basada en el comercio, turismo, pesca y las camaroneras.

Según el ministro del Interior, José Serrano, encargado del manejo de la emergencia en este cantón, la reactivación económica avanza en un 40%, y aún falta por recuperar los sectores pesquero y camaronero.

En las calles Velasco Ibarra y García Moreno, habitantes como Estrella Gómez perciben que el comercio se reanuda de a poco. Ella tiene un negocio de fotocopiado y cíber, que desde el sismo soporta complicaciones en el servicio de internet.

“Al principio la gente no quería ni salir de las casas por el miedo de que la tierra seguía temblando. Ahorita ya es menos”, comentó la mujer, que también tenía una hostería con 17 habitaciones y se desplomó completamente, al igual que muchas otras de Pedernales.

De ahí que ella cree que la reactivación turística será complicada, pues los hoteles del sector urbano colapsaron.

“El turista va a pensar si viene o no, porque si no tiene dónde quedarse, cómo se hace”, refirió Gómez. Pero el alcalde dijo que si bien el sector hotelero colapsó en la ciudad, la parte rural es una buena opción.

“Tenemos a la parroquia Cojimíes que tiene una excelente línea hotelera, ellos son en este momento nuestro músculo”, agregó el funcionario.

Mientras maquinaria pesada trabaja en la remoción de escombros en el centro y en avenidas como la Juan Pereira, Jaime Roldós, la gente repara sus casas de construcción mixta.

La mañana de ayer después del minuto cívico, un grupo de personas se acercó al alcalde de Pedernales para hablar con él. Eran moradores del balneario La Chorrera que pidieron ser atendidos. “Allá nosotros necesitamos carpas, la mayoría de covachitas se vieron afectadas y ahora que está lloviendo estamos a la intemperie”, refirió Thomás Manzaba, presidente de esa comunidad de unos 130 habitantes, según él.

Más datos

Los efectos

Albergues
Hay cuatro albergues oficiales donde pernoctan 302 familias, 1.190 personas. En otros 13 refugios irregulares se albergan 342 familias, en total 1.319 personas. Estos últimos se hallan en las orillas de las vías a Jama, a El Carmen y a Esmeraldas.

Devastación
Según el Municipio de Pedernales, cerca de 5.000 edificaciones de la zona urbana colapsaron con el terremoto, de un total de 8.000.

Confirmado.net / El Universo

- Advertisement Article Bottom Ad -