(VIDEO) El Sumo Pontífice lavó los pies de jóvenes reclusos como una señal de servicio

    El papa Francisco lavó y besó los pies de doce menores reclusos, entre los cuales había dos mujeres y musulmanes, durante una ceremonia de Jueves Santo, evocando lo que hizo Jesús cuando le lavó los pies a los apóstoles durante la Última Cena.

    “El que está más en alto, tiene que estar al servicio de los otros. Y esto es un símbolo, una señal: lavar los pies significa decir: yo estoy a tu servicio”, expresó el Sumo Pontífice.

    “Lo hago de corazón, porque es mi deber. Como sacerdote y como obispo, tengo que estar al servicio de ustedes”, aseguró el Papa en un brevísimo sermón, en el que dejó en claro que lo que hacía era una “caricia de Jesús”.

    Francisco besó y abrazó a los jóvenes del penal en el momento del intercambio de la paz y, además, por primera vez dio la comunión a todos los que se acercaron para ello.

    La decisión de Francisco de celebrar la Misa con los jóvenes reclusos en el centro Casal del Marmo, en Roma, representa una ruptura con la tradición, pero está en sintonía con su posición de sencillez y humildad.

    Confirmado.net/La Nación

     

    - Publicidad Bottom Ad -