El Telégrafo: Los bancos incrementaron sus ganancias un 4,62% en enero

En el primer mes de este año se registraron depósitos por más de 20.755 millones de dólares, además las captaciones aumentaron un 16,89% con respecto al inicio de 2012. Sin embargo, hubo una contracción de 11 millones de dólares en las utilidades netas.

Los ingresos de la banca privada registraron, el pasado enero, un incremento del 4,62% en comparación al mismo mes de 2012, a pesar de que el inicio de cada año es considerado por el sector financiero como “poco dinámico por sus características de estacionalidad”.

El indicador creció de 241 millones de dólares en 2012 a 252 millones este año, según datos publicados en el informe mensual de la actividad financiera de la Asociación de Bancos Privados del Ecuador (ABPE).

Aquello se debe en parte al crecimiento interanual que han registrado los activos, los contingentes y el patrimonio de la banca privada.

El primero de estos indicadores se incrementó un 12,58% y el segundo un 12,73%. Con respecto al patrimonio que incluye las utilidades netas acumuladas, el crecimiento fue de 11,30%.

No obstante, en los egresos también hubo un incremento entre enero de 2012 y el mismo mes de este año, de 210 millones de dólares pasaron a 232 millones de dólares.

Por lo que los egresos, que incluyen el 15% de participación de los trabajadores de la banca y el 25% que las instituciones debe pagar por Impuesto a la Renta (IR), creció, aproximadamente, un 10,47%.

El fenómeno influyó directamente en la utilidad neta de las instituciones bancarias, que se redujo un 34,93%, de 31 millones de dólares bajó a 20 millones de dólares durante el período de análisis.

Sin embargo, aquello no afectó la estabilidad del sistema financiero, pues la propia APBE lo calificó como “solvente”, ya que su patrimonio acumuló 2.792 millones de dólares en el primer mes del año, lo cual significa “una expansión a un ritmo importante”.

En este contexto, un estudio realizado por la Superintendencia de Bancos y Seguros (SBS) indica que la confianza de la ciudadanía en el sistema bancario ha crecido desde enero de 2010 hasta la fecha, por medio de una medición de los depósitos.

En un inicio, el total de captaciones bancarias contabilizó un saldo acumulado aproximadamente de 13.361 millones de dólares, indicador que hasta enero de este año fue de 20.755 millones de dólares.

Al realizar un análisis mensual (diciembre 2012-enero 2013), la cifra registra un decrecimiento de 278 millones de dólares, lo que el organismo atribuye a la contracción de los saldos de las captaciones dadas por la tendencia a la baja que ocurre cuando comienza cada año.

No obstante, entre enero de 2012 y el primer mes de este año, el aumento neto de los depósitos en el sistema bancario creció un 15,46%, acumulando 2.779 millones de dólares.

Aquello se complementa con un crecimiento en la entrega de créditos, que fue de 16.749 millones de dólares en el primer mes de este año, que representan un incremento de 2.420 millones de dólares en relación al mismo mes del año pasado, es decir, un 16,89%. La variación fue inferior en 1,50 puntos porcentuales en comparación al período 2011-2012.

La agrupación de instituciones financieras privadas señaló que “aquella ligera reducción no afectó a la participación de los créditos productivo y de consumo, que mantuvieron una distribución del 69,1% y del 31,9%, respectivamente”.

Liquidez

La APBE destaca en su documento, además, “una adecuada administración a nivel del sistema financiero”, puesto que la liquidez medida a través del indicador de cobertura de los 100 mayores depositantes de la banca ubicó al ratio en un 113,9%, es decir que el sector cuenta con el respaldo suficiente para ejercer su actividad.

El presidente del directorio del Banco Central del Ecuador (BCE), Diego Martínez, dio a conocer que al cerrar el año anterior la liquidez de la economía nacional, que incluye el sistema financiero privado, se ubicó en un 15,2% del Producto Interno Bruto (PIB), pues se aproxima a 10.397 millones de dólares.

La serie de contracciones fue explicada por el catedrático Juan Serrano como una consecuencia de la ligera desaceleración que la economía ecuatoriana tuvo al cerrar el año pasado de un 5,01%, cuando en 2011 la cifra era de 7,78%.

“El porcentaje es alto, pero se verán fenómenos similares en este año; aún así, el crecimiento de 2012 es superior al promedio regional del 3,5% y 2011 fue un año extraordinario que debería repetirse en el mediano plazo gracias a la inversión pública”, aseveró Serrano.

Martínez coincidió con ello, y señaló que es complicado mantener aquellos índices, puesto que la producción ecuatoriana no es manufacturada, en su mayoría, y el país está sujeto a una serie de vaivenes característicos de los mercados internacionales.

El Telégrafo / Confirmado.net

Leave a Response

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.